Del libro “No tientes mariposas”

CUANDO TODO SE AQUIETA

Cuando todo se aquieta

y refuerzas las voces

y acomodas las muecas

en espacios sin horas

cuando tocas tus labios

y respira tu sombra

cuando estiras tus sueños

y  caen las moras

cuando el sol

se disfraza

y las lluvias se esfuerzan

por sujetar la aurora

cuando la noche grita

bajo un cálido abrazo

sin sudores ni llantos

y se anuncia el rocío

en tu hombro inclinado

y tus ojos ocultan

de temores el alma

se despierta la vida

con los vientos del ansia.

Maria Raquel Bonifacino

Derechos Reservados

NO TIENTES

 

 

 

PRÓLOGO DEL LIBRO “NO TIENTES MARIPOSAS”

La vida es como el aletear de una mariposa generando movimientos que producirán sus efectos en el cosmos. Si agarráramos una mariposa por las alas, sería un evento desastroso, pues ellas se romperían fácilmente. Si atrapáramos una mariposa para contemplarla, lo más posible es que la veamos morir.  Tentamos mariposas todo el tiempo. Tentamos a la vida.  A su vez muchas personas interactúan con nosotros como si fuéramos de metal superresistente, como si nada pudiera dañarnos pero somos como mariposas, efímeras, libres, diurnas, nocturnas, diferentes y extremadamente frágiles.

Maria Raquel Bonifacino

NO TIENTES MARIPOSAS

 

Del libro “Se apaga la luz, se prende la historia”

Esta noche fría

sin viento norte

ni sudeste

con apuestas de pasajeras lluvias

sin golondrinas trasnocheras

ni copas rotas por olvidos

 

sin caminos marcados

por tacos rotos

ni manchados de rouge

los almohadones

con resacas

de salados aguaceros

con limosnas de entusiasmo

y un poco loco el calendario

voy a traerte en el sendero del recuerdo

amándote en el minuto de silencio

que implora mi memoria

de otras horas.

Maria Raquel Bonifacino

Derechos Reservados

esta noche fria